Limitaciones del Stop Loss y margen de Mantenimiento

El «Stop Loss» máximo será del 50% en todas las operaciones de acuerdo con los nuevos reglamentos de la Autoridad Europea de Valores y Mercados (ESMA, por sus siglas en inglés), que entraron en vigor el 1 de agosto de 2018.

Las limitaciones de «Stop Loss» máximo se imponen para mitigar el posible riesgo en su capital en caso de producirse movimientos drásticos en el mercado.

Tendrá la opción de incrementar su «Stop Loss» más allá de los límites establecidos una vez abierta la operación. Si desea ampliar su valor de «Stop Loss», se añadirán fondos a la operación de su cuenta como parte de nuestra función «Margen de mantenimiento», que actúa como una red de seguridad adicional en su operación.Es importante advertir que si no tiene suficientes fondos en su cuenta, no podrá ampliar su valor de «Stop Loss».

 

¿Cómo funciona el margen de mantenimiento?

Digamos que invierte $1000 en una operación de acciones con el valor del «Stop Loss» fijado en la máxima pérdida permisible: 50% (lo que significa que la operación se cerrará cuando la posición alcance una pérdida de $500). Si desea ampliar el «Stop Loss» al 100% una vez abierta la operación, se asignarán $500 adicionales de su cuenta a la cantidad invertida, con lo que el importe total invertido ascenderá a $1500, y el «Stop Loss» a $1000. Los $500 «adicionales» es lo que llamamos el «margen de mantenimiento».

Es importante tener en cuenta que el margen de mantenimiento siempre se basa en el importe invertido inicial, por lo que si ya ha incrementado la cuantía de la operación que desea actualizar, mediante ampliaciones previas en el valor del SL, la diferencia entre el importe invertido actual y el margen de mantenimiento del 50% será mayor.

 

¿Por qué necesitamos un margen de mantenimiento?

En tiempos de volatilidad en el mercado, los precios pueden fluctuar ampliamente en ambos sentidos. Por tanto, si fija su valor de SL en el 100% de la cantidad invertida, y se produce un repentino repunte en el mercado, podría perder más dinero del invertido en un principio. El margen de mantenimiento ayuda a evitar esta situación utilizando fondos de su cuenta para proteger la operación.